A partir de hoy y hasta el 26 de marzo,  los estudios se realizarán los días Martes y Viernes por la tarde y jueves por la mañana en el Servicio de Citodiagnostico.

A partir de las 13 de hoy y durante todo el mes, el hospital San Bernardo ofrecerá la posibilidad de que las mujeres que lo deseen se realicen el examen de Papanicolaou (PAP), en forma gratuita, sin turno previo ni pedido médico, para detectar posible lesión cancerosa de cuello de útero.

Esta práctica podrá realizarse los martes y viernes de 13 a 15 y los jueves de 8 a 10, en el servicio de Citodiagnóstico del hospital y en el marco del Mes de la Mujer y del Día Mundial de Prevención del Cáncer de Cuello Uterino, que se celebra el 26 de marzo.

Para cada día se entregarán 25 turnos de atención por orden de llegada, sin necesidad de presentar pedido médico. El objetivo de la campaña es informar y concientizar a las mujeres sobre la importancia de los controles ginecológicos periódicos y facilitar la realización del estudio para detectar anomalías.

La patología es altamente prevenible si es tomada a tiempo, por lo cual este estudio deben realizárselo todas las mujeres que hayan iniciado su actividad sexual, por lo menos una vez al año.

Si se detecta en los primeros estadios, con el tratamiento adecuado el daño es reversible.

La única manera de determinar la presencia de esta enfermedad, sus síntomas o señales es a través de un Papanicolaou.

Esta prueba se realiza para diagnosticar la posible presencia de cáncer cervico-uterino o detectar células precursoras de la enfermedad, antes de que causen síntomas, permitiendo tratamientos eficaces.

Este tipo de cáncer es la segunda causa de muerte por cáncer en mujeres entre los 35 y 64 años a nivel mundial. En la Argentina, se diagnostican alrededor de 4.000 nuevos casos por año y mueren 1.800 mujeres por esta enfermedad.